Cómo usar una bufanda con estilo

Yo adoro las bufandas y pañuelos en todos sus tipos: grandes, gruesos, delgados, de hilo, de tela, de lana, muy hippies, sobrios, estilo chal, cuadrados...

Para mí son el complemento ideal de la moda otoño/invierno 2010 y tengo toda una colección. Dependiendo de la situación elijo el tipo y color.

Lo más importante de todo es cómo los llevas puestos, eso marca completamente tu estilo. A continuación te doy algunos consejos.

Nudo corbata (formal con estilo): es clásico y muy chic. Cubre sobre todo el escote y le da una caída perfecta. Si tu bufanda tiene alguna cinta o aplicación en los extremos, tienes que llevarla así.

Abrigando el cuello: es especial para las bufandas o pañuelos cuadrados si las doblas como triángulo, dejas lo más ancho hacia adelante y la enrrollas. También se puede lograr con bufandas largas, dándole varias vueltas cubriendo el cuello, o una bien gruesa corta amarrada bien arriba.

Estilo Boho Chic: es una apuesta a lo bohemio. Tienes que envolver la bufanda alrededor de tu cuello sin tensarla, tal como se ve en la imagen. Debes estirar la tela en frente de tu cuello y alrededor de la espalda. Deje que cada uno de los extremos cuelguen en la parte delantera.

El estilo clásico: esta fórmula nunca falla. Es tan sencillo como envolver el pañuelo o bufanda alrededor de tu cuello, dejando un extremo colgando por delante y el otro sobre la espalda.

Chic: Es muy útil para los pañuelos anchos o para las bufandas estilo chal. Simplemente te la cuelgas al cuello y la dejas caer. También la puedes abrir más hacia los hombros.